Cáncer: batalla en familia

familiares de pacientes con cancer

Los familiares de pacientes de cáncer guardan un dolor silencioso y también necesitan apoyo para poder llevar a cabo una difícil tarea: acompañar a su familiar, cuidarlo y brindarle el soporte necesario para superar la enfermedad. Las especialistas Guadalupe Pérez y Marianela Castés ofrecen consejos para que los familiares de pacientes con cáncer puedan manejar la situación con la mejor actitud.


Consejos para familiares de pacientes con cáncer

  • Cuando tienes un pariente con cáncer es compresible que te sientas triste. No tienes que hacerte la fuerte, llorar está permitido, es natural que la noticia te impacte porque cambiará tu vida a corto y mediano plazo.
  • Debes estar alerta a síntomas más intensos, como desesperanza, apatía, problemas de concentración, insomnio o pérdida del apetito, ya que esto podría tratarse de un episodio depresivo. En ese caso debes buscar ayuda profesional.
  • Es normal que los familiares de pacientes con cáncer sientan temor a la posibilidad de que el ser querido fallezca, pero muchas personas sobreviven. Investiga sobre la enfermedad, y hazle seguimiento a lo que diga su doctor, y sobre todo brindarle buenas energías y esperanzas todos los días.
  • Escucha atenta y receptivamente a tu familiar cuando esté triste, y sé una compañía positiva. Lo que nunca debes hacer es evadir la realidad mediante otras acciones como trabajo excesivo o algún vicio.
  • Es vital que en tu círculo no teman hablar del asunto y durante estas conversaciones pueden darse fuerzas recordando cómo han salido adelante en otras situaciones adversas. Tratar este tema con sinceridad afianzará su relación.
  • Cuando te sientas mal y quieras hablar, busca a una persona confiable que sepa escucharte, puede ser un familiar, un psicólogo o incluso una figura religiosa, si eres creyente. Se recomienda visitar a un psicooncólogo, quien deberá tratar a toda la familia.
  • No se deben demostrar sentimientos de ira, frustración o quejas por la enfermedad. La idea es que se pongan de acuerdo para delegarse las tareas y así no sobrecargar a una sola persona.
  • Es común que entre el cuidador y el paciente de cáncer surjan roces, pues en muchos casos el cuidador aplaza sus metas y sueños para dedicarse a su ser querido y, aún cuando lo hace con cariño, siente que sus atenciones no son valoradas. Deben tener una conversación con el enfermo para resolver la inconformidad.
  • Para liberar un poco tu mente realiza actividades placenteras en tus ratos libres, como ir al cine, al teatro o practicar algún deporte o técnicas más espirituales como la meditación.
  • Cuando un familiar padece de cáncer muchos suelen opinar acerca de la manera en que debería actuar, pensar y hasta sentir. Debes evitar caer en esta situación, que abrumará a tu familiar.
  • Tu pariente también debe distraerse, salir y sentir que no toda su vida normal ha cambiado, se recomienda que siga viendo a sus amigos, y haciendo actividades para distraerse. Es importante que le permitas un espacio de aislamiento y reflexión.

Imagen: lscomunicacion.com

 

cáncer de mama

Comments

comments

Escrito por
Más de Equipo Eme