Las 4 reglas de etiqueta de la mujer millennial

reglas de etiqueta de la mujer millennial

Quizás creas que no importan mucho al vivir en la era digital; pero si tienes pensado independizarte, o solo quieres lograr ese anhelado ascenso, debes conoce las reglas de etiqueta de la mujer millennial. ¡Te harán destacar!


VER MÁS: 5 Tips que mejorarán tu imagen

Para ser exitosa –en cualquier área en que te desempeñes– muchas veces no basta ser puntual o exceder los índices de productividad. Hoy en día, las relaciones, contactos e imagen pueden hacer la diferencia. Por esta razón, siempre es útil que tengas en mente estos “mandamientos”.

Reglas de etiqueta de la mujer millennial

Cara-a-cara

Por supuesto, los mensajes de texto, correos electrónicos y chats nos han simplificado la vida; pero nunca subestimes el poder de una buena conversación cara a cara. Por ejemplo, si estás trabajando en un proyecto y estás dubitativa sobre cómo abordarlo, ¡ve y háblalo con tu jefe o colaboradores!

En esos momentos, presta atención al lenguaje corporal y expresiones faciales, así podrás responder apropiadamente.

Fechas de entrega

Mucho se ha hablado y escrito sobre esta generación, tachándola incluso de distraída o irresponsable. Para que no lleves esta etiqueta, procura cumplir con las tareas y entregas pautadas, sin excusas. Tampoco olvides tu palabra; es decir, si prometiste algo para las 5 de la tarde, no te vayas sin haberlo enviado.

Límites

Otra de las reglas de etiqueta de la mujer millennial tiene que ver con los límites que marques; en particular en las horas más casuales o reuniones sociales. Recuerda, todas  somos juzgadas por los demás; por eso, cuida tus modales y la cantidad de comida y bebida que consumes.

Agradecimientos

Nada te hará destacar tanto como ser la más educada del grupo. Decir “buenos días” y “por favor” es el punto de partida. Sin embargo, ya como emprendedora o freelance, es clave que hagas ese esfuerzo extra. ¿Cómo? Al enviar una breve nota de agradecimiento a los entrevistadores, potenciales inversores, gente de los medios y demás.

Si sigues las reglas de etiqueta de la mujer millennial, y no solo te dedicas a ver la pantalla de tu celular, ganarás confianza y en ti misma; y los demás te tendrán en alta estima.

Imágenes: Archivo Eme

Comments

comments

Más de María Gabriela Cartaya