¿Por qué deberías hacer un curso de fotografía?

hacer un curso de fotografía

Dicen que una imagen vale más que mil palabras, y en la actualidad pareciera ser más cierto que nunca. En tiempos de selfies y galerías digitales, cualquiera puede potenciar sus habilidades innatas para encuadrar tomas y capturar momentos irrepetibles. Hoy te contamos sobre las principales ventajas de hacer un curso de fotografía.


RELACIONADA: 5 pasos para armar un book fotográfico

Es una de las materias más demandadas en universidades e institutos; y, de hecho, gran parte de las asistentes son mujeres. Además de ser un pasatiempo para amateurs, si te gusta lo suficiente, puedes convertirlo en una carrera profesional; pero antes es necesario que conozcas las técnicas y acumules suficientes horas de práctica.

Razones para hacer un curso de fotografía

Creatividad

No temas inscribirte en cualquiera de los diversos talleres que se dictan con frecuencia; pues eso incrementará tu creatividad. Verás que después de unas pocas clases comienzas a visualizar tomas, a jugar con colores, sujetos y a desarrollar tu propio lenguaje.

Tanto si eres ejecutiva de publicidad o licenciada en leyes, siempre es bueno potenciar tu mente.

Herramienta 3.0

¿Quieres ser una bloguera reconocida? ¿O destacar en tu área profesional? Pues adquirir ciertas habilidades con diferentes tipos de cámara –no solo la del celular– puede complementar tu currículo y abrirte nuevas oportunidades. Muchos de los más afamados fotógrafos iniciaron sus carreras a los 30, 40 y hasta 50 años de edad.

Perspectiva

Sin duda, las clases teóricas y las salidas para las asignaciones te darán una mejor visión de espacio; así como de los ángulos, de la mezcla de colores, de la incidencia de la luz y sombras, de las texturas de la ropa y de los objetos cotidianos, y demás. Luego, esta experiencia podrás plasmarla tanto en el cuarto oscuro, al revelar cada película, como en los instantes improvisados.

hábitos diarios de las personas más inteligentes

Auto-conocimiento

Hacer un curso de fotografía, sea uno básico o sobre una temática en particular, te ayudará a conectarte con quien eres. ¿Por qué? Dado que es una actividad casi siempre en solitario, trabajas con tus gustos, con tu enfoque… Y eso, para muchas, representa el camino hacia un cambio de vida.

Diversión

Los talleres son ideales para conocer nuevas personas y, así, hacer nuevos amigos. También, como es una disciplina muy amplia, te permite variar entre moda, paisajes, animales, personas y arte en general. Todo eso mientras compartes anécdotas divertidas… Al final, podrás hacer gala de ello en tus redes sociales.

¡Anímate!

Imágenes: Archivo Eme

Comments

comments

Escrito por
Más de Equipo Eme